La Provincia exime del pago del impuesto a los sellos a vehículos 0 km

La medida tiene como objetivo impulsar las ventas del sector y regirá mientras se mantenga el programa nacional de descuentos “Junio 0 KM”. La exención se traducirá en una baja del 1,5 al 3% del precio final de los vehículos alcanzados por la disposición.

El gobernador Juan Schiaretti y autoridades de las empresas automotrices radicadas en Córdoba suscribieron un acta acuerdo que exime del pago del impuesto a los sellos a las inscripciones de vehículos 0 km cuyos modelos o versiones estén comprendidos en el programa nacional de descuentos a la adquisición de rodados.

Según lo estipulado, las empresas automotrices se comprometen a otorgar los descuentos determinados por el programa “Junio 0 KM” y las concesionarias, además, trasladarán los beneficios estipulados al consumidor final.

La medida, que estará en vigencia mientras se sostenga el programa nacional, implicará una disminución del precio final del vehículo de entre 1,5% y el 3%.

“Adherimos al programa porque queremos que la crisis pegue lo menos posible en Córdoba y que las familias que están contando los pesos para ver si cambian el auto queden más cerca de lograr ese objetivo. Es para beneficiar a las familias y además porque Córdoba es tierra automotriz; acá nació esta industria, que es una economía regional en la provincia y como Estado siempre vamos a apoyar el trabajo cordobés”, dijo Schiaretti tras la firma del acuerdo.

Detalles del acuerdo
El convenio establece, en su cláusula primera, “adherir al Programa de descuentos, incentivos y bonificaciones de origen monetario instaurado por el Gobierno nacional”. Además, invita a adherirse al acuerdo a empresas industriales, a la Asociación de Fabricantes de Automotores (ADEFA) y a la Asociación de Concesionarios de Automotores de la Argentina (ACARA).

El texto señala que lo convenido tiene en cuenta que “la economía argentina está atravesando momentos de incertidumbre y fluctuación, como consecuencia de la elevada tasa de interés e inflación, lo que se ha traducido en una complicada situación para la cadena automotriz desencadenando una abrupta caída de las ventas del sector en el mercado interno, obligando a algunas automotrices a establecer un esquema de suspensiones rotativas de personal”.

En representación de Fiat Chrysler Automobiles, firmó el acuerdo Diego Ariel Sabena (director de Administración, Control Y Finanzas); por Renault Argentina, Vagner Mansan (director Industrial Santa Isabel); por Nissan Argentina, Pablo Marco (gerente de Asuntos Públicos); por ADEFA, Fernando Rodríguez Canedo; y por ACARA, Mariano Cid. Por parte de la Provincias rubricaron los ministros de Industria, Comercio y Minería Roberto Avalle, y de Finanzas, Osvaldo Giordano; y el gobernador Schiaretti.