El PJ Capital se muestra los dientes por la conducción del bloque en el Concejo

0

 

El año para el peronismo de la Capital arrancó con la disputa por el control del bloque oficialista en el Concejo, tras el pase de Juan Domingo Viola del Legislativo municipal al Ejecutivo a fines del 2020. La puja arrancó con la intención de diversos sectores por tomar el comando de la bancada y empezaron a verse fisuras que se acentuaron en los últimos días.

Cada sector, el llaryorismo, el viguismo y el delasotismo, tiene sus fichas puestas en el control del bloque. Aunque, a decir verdad, de las tres vertientes que existen en el peronismo de la Ciudad con representación en el Concejo, las dos primeras siguen tensando posturas para quedarse con ese manejo; mientras el delasotismo parece apartado de la disputa.

El elegido

En el Palacio 6 de Julio el que tiene la venia para conducir el bloque es Nicolás Piloni, edil que viene del llaryorismo, que tuvo su origen en la seccional 4ª y que en la campaña del 2019 terminó coordinando los hilos en la 8ª.

“Lo conoce a (Martín) Llaryora hace años, tiene una relación desde hace mucho tiempo y, dentro del espacio, tiene algunas batallas ganadas en nombre del ‘1’”, sintetizó un importante dirigente de la Capital cordobesa con despacho propio en la Municipalidad. El hombre, además, agregó que, si bien no presidió nunca una seccional en la Ciudad, participó de las internas y algún rédito sacó.

De buena relación con la Vieja Guardia del peronismo, y de aceitados vínculos con algunos ministros schiarettistas, Piloni es el concejal que quiere Llaryora en la conducción del bloque. Y es algo que, incluso varios de sus pares, advirtieron desde hace ya algunas semanas.

El viguismo no se rinde

Con el delasotismo prácticamente afuera de la pelea, el sector que demostró no declinar en sus intereses por conducir el bloque es el que representa en el Concejo a la diputada nacional Alejandra Vigo. La esposa del gobernador tiene su base de operaciones y acumula territorio en la Capital, motivos varios como para quedarse con el control del bloque y darle continuidad a la gestión de Viola, que si bien en el último tiempo afinó contactos con el llaryorismo, nunca sacó los pies del plato del viguismo.

Y aquí, la primera opción del sector era la actual presidenta provisoria del cuerpo, la concejala Sandra Trigo. La exlegisladora se alejó de las chances y las versiones son dos: una, desde el entorno de la concejala, es que “aguardó la venia de Vigo para no mandarse y después avisar. Como hicieron otros”. Y la otra, desde otra vertiente del PJ aseguran que “nunca mostró un marcado interés por ser ella quien conduzca el bloque”.

En tanto, el que viene disparando con munición gruesa desde el bloque oficialista es el también viguista, Diego Casado.

El concejal de la zona sur de la capital cordobesa viene tensando la relación con el Ejecutivo municipal. Desde el año pasado, cuando pidió rinoscopía para todos los funcionarios municipales; hasta ahora, cuando hace unos días criticó lo poco que cobran los servidores urbanos (‘chalecos azules’), uno de los programas que motorizó esta gestión y que coordina la Secretaría de Políticas Sociales que lidera el también viguista Raúl La Cava.

Esta jugada, de amplia exposición mediática, no cayó bien en el seno del municipio. Y cada vez son más los que insisten en comparar a Casado con lo que hizo en su momento Luis Juez, cuando se apartó del PJ cordobés para enfrentarlo.

“Algunos quieren hacer ‘la gran Juez’ y no se dan cuenta que Juez hay uno solo. Eso termina siendo pan para hoy y hambre para mañana”, señaló una fuente del Concejo que viene observando hace tiempo los movimientos de Casado.

Sin embargo, no fue la única voz molesta con el mensaje del edil díscolo. En el Ejecutivo, además, apuntaron: “por un lado, no se le puede pegar al corazón de la continuidad del PJ en la Provincia; y por el otro, menos con los servidores urbanos que fueron nuestra herramienta el año pasado para enfrentar al Suoem”.

El clima está álgido y la expectativa puesta en el próximo 1º de marzo, cuando arranque el período de sesiones ordinarias en el Concejo.

No tags for this post.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

11 + nine =