Agencias de viajes optan por vender sus legajos para resarcir las pérdidas

0

 

A días del vencimiento de la prórroga para la renovación 2021 del seguro de caución contemplado en el Fondo de Garantía, una de las condiciones que deben cumplir las agencias de viaje, se estima que entre 800 y 1.000 no lo hicieron, lo que significaría un 18% menos que el año pasado, según se desprende de un relevamiento realizado por Ladevi.

Según datos no oficiales de organismos públicos y entidades privadas, de alrededor de 5.580 agencias registradas y habilitadas para realizar el trámite, solo lo concretaron unas 4.700. De confirmarse estos datos, la realidad cortaría una tendencia de crecimiento ininterrumpida por casi dos décadas, ya que en 2001 el total de agencias con habilitación eran 3.260.

En Córdoba la situación dista de ser similar, ya que la Asociación Cordobesa de Agencias de Viajes (Acav) bonifica a sus socios ese costo que, en la provincia, ronda los $18.000 anuales, según la ubicación geográfica de los operadores.

Sin embargo, aclaran desde el sector, “hubo cierres, algunos temporarios, que no implican costos para las agencias, y otros definitivos”, pero los números por ahora no se conocen. “De eso no se habla –relata un empresario– porque este es un mercado muy sensible y una noticia así impacta muy fuerte en el público, pero que hubo cierres, sí los hubo. Otros optaron por la suspensión temporaria de sus actividades”.

El plazo para regularizar la situación vence el 30 de junio, pero entre las cámaras y asociaciones del sector estiman que será prorrogado hasta el 31 de diciembre de este año.

En ese orden, aclaran que “la caducidad de la habilitación no significa el cierre definitivo, ya que hay un proceso que cumplir: primero, reciben un apercibimiento, luego una multa y vencido el plazo, se cae el legajo”.

Al respecto, un dirigente empresarial explicó que “el legajo es el bien más preciado para una agencia y muchos hacen esfuerzos y sacrificios para mantenerlo habilitado porque, eventualmente, es un bien negociable, un capital que se puede vender o transferir y así salvar la ropa. Eso sí está ocurriendo”, indicó.

También aclaró que la exigencia de contar con un local físico para obtener la habilitación como agencia, “fue un logro tras una larga lucha de las entidades empresariales representativas ante la aparición de las OTA (del inglés travel agencies), es decir, las agencias virtuales que, sin costos de alquiler, servicios ni empleados, competían en condiciones no igualitarias”.

En cuanto a los legajos renovados en marzo, aseguró desconocer la cantidad total pero, dijo: “Sí tengo información de que hay 2.500 que están en análisis y otros 680 que no se sabe si cumplirán o no con el trámite”.

Repro II recortado

El anuncio del Gobierno nacional hablaba de un “aumento del 50% de la asistencia económica contemplada en el Repro II” para los sectores críticos, como el turismo, pero vino acompañado de la advertencia del ministro de Trabajo, Claudio Moroni, en el sentido de que la suma tope será de $18.000 y se pagará con la de los sueldos de abril.

En el sector del turismo ya se había anunciado que el Repro II sería de $12.000 por trabajador, más una suma de $4.000 que aportaría el Fondo Nacional de Desarrollo Productivo (Fondep), lo que llevaba el monto a percibir a $16.000.

Si el 50% anunciado ahora se aplicara sobre los $12.000 del Repro solo (sin el refuerzo del Fondep), serían $6.000 que sumados a los $16.000 ya definidos, harían un monto de $22.000.

“En realidad, si se aplica el tope anunciado de $18.000, nos están dando solo $2.000 más, lo cual agradecemos pero sigue siendo insuficiente”, se quejó irónico un dirigente empresarial. “Además –agregó– siguen utilizando el mecanismo de comparar la facturación del actual periodo con el mismo de 2020, ajustando los valores por el índice de precios, y otorgando el beneficio a quienes hayan registrado una pérdida de facturación mayor al 20%. La facturación fue ‘cero’, no hicimos caja, ¿cómo, con qué, vamos a comparar?”.

Desde el Ministerio de Turismo advirtieron que las operaciones surgidas de la aplicación del programa PreViaje están exceptuadas de ese cómputo.

Los titulares de agencias también alegan que “es muy complicado” acceder a la habilitación para el Repro II, “por los requerimientos que ponen”. Y mencionan, entre otros, la presentación de balances anuales, “cuando muchas de las empresas son pyme o negocios unipersonales con propietarios monotributistas, que no presentan balances, y otros que debido a la situación de crisis hace rato que no los actualizan”.

Las empresas contempladas en esta ayuda corresponden a actividades como agencias de viajes, alojamiento, servicios de comida, salud, servicios sociales, administrativos y actividades de apoyo.

Datos prometedores

Una encuesta realizada por la plataforma de viajes Booking.com arrojó esperanzadores resultados para la industria del turismo. Entre los 28.000 consultados en otros tantos países, figuran 1.000 argentinos quienes, en un 69%, afirmaron que les interesa más viajar cuando puedan hacerlo que antes de la pandemia.

Entre los encuestados, un 59% aprovechó el tiempo que pasó en su casa para planear sus próximos viajes, mientras que casi la mitad (49%) acumuló días de vacaciones y espera tomarse un descanso más largo cuando las condiciones lo permitan.

Otro dato significativo marca que casi un 20% de los argentinos piensa usar créditos o vouchers de viajes cancelados antes que reclamar su reembolso; el 43% quiere conocer destinos menos visitados, y un 34% considera utilizar alojamientos en su ciudad o alrededores, una forma de apoyar a los emprendimientos y empresas locales.

(Especial por Juan Erramouspe para Perfil Córdoba)

No tags for this post.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

fifteen − fourteen =