Para Fornoni, aún hay tiempo para que se consolide un nuevo presidenciable

La directora de Management & Fit advierte que aún resta para completar el escenario. Cómo ve al PJ Federal y las chances presidenciales de Schiaretti.

(Especial, José Busaniche para Perfil Córdoba). El Gobierno nacional definió las fechas para las elecciones presidenciales del 2019. El 27 de octubre será la fecha para elegir presidente, en tanto que una eventual segunda vuelta se daría el 24 de noviembre. Así, cuando resta un año para esa contienda el único candidato que se largó a la cancha es el actual presidente. La candidatura de Cristina Fernández sigue en el terreno de la especulación, en tanto que se espera aún por la definición de negociaciones para que aparezca un tercer candidato del seno del peronismo.

La foto más elocuente la dejó el encuentro del cuarteto compuesto por Sergio Massa, Miguel Ángel Pichetto, Juan Manuel Urtubey y el gobernador Juan Schiaretti. Se descuenta que de ahí debería emerger un presidenciable. Pero los tiempos se acortan si se pega un vistazo al calendario completo: el 22 de junio es la fecha límite para la presentación de precandidatos para las PASO, la campaña electoral tiene fecha de largada el 12 de julio, en tanto que el 11 de agosto serán las primarias.

La directora de la consultora Management & Fit cree que, si bien es cierto que hoy no aparece nadie capitalizando el descontento de la población, aún hay tiempo para que emerge una nueva figura que no se está percibiendo nítidamente ahora.

“Esta es una elección ejecutiva donde, fundamentalmente, se plebiscita la gestión. En ese sentido, el Gobierno ha tenido una baja importante en la aprobación de gestión. Nosotros lo tenemos en un poco menos de 30 puntos, lo que quiere decir que desde el inicio de su gobierno perdió 20. Tampoco es tanto lo que ha perdido en función de todo lo que ha pasado”.

-¿Es mucho en función del poco tiempo que pasó?
-Sí, pero, por ejemplo, Cristina después del 54% de la primera vuelta perdió 25 puntos en enero, a los dos meses. No es tanto, pero te pone en una situación de más debilidad. La realidad es que aún no sabemos quiénes van a ser los candidatos ni cómo se va a estructurar la elección. Falta un año. Hace 5 meses, se podía decir que el Gobierno ganaba en primera vuelta cómodo porque cuando uno miraba los distritos más importantes veías que tenía comodidad para ganar, pero hoy la situación cambió y de acá a un año puede volver a cambiar.

-Puede haber candidatos recorriendo Comodoro Py, ¿qué implica eso?
-Podemos tener a Cristina con 5 juicios orales, la verdad que no sé cómo es una campaña asumiendo en el medio 5 juicios orales. Tampoco se sabe si va a terminar siendo candidata o no. Macri va por la reelección y es lo único claro que tenemos hasta ahora.

-Dentro del Peronismo Federal, ¿ve capacidad de bajar los egos para consolidar una figura? 
-Hoy todavía no se ve eso, más que unificarse se están dividiendo cada vez más. Todos van a negociar hasta el final.
-¿Están midiendo al gobernador Schiaretti? aparece para algunos como una figura presidenciable, pero a la vez con poca proyección nacional.
-Hoy ese espacio mide como espacio, independientemente de la figura. Tal vez, Urtubey o Massa tienen más nivel de conocimiento que Schiaretti o Pichetto, pero la realidad es que es un gobernador de una provincia importante y que tiene casi 70% de aprobación de gestión, eso lo pone en un lugar importante.

-¿Cuál es el tiempo ideal para construir un candidato?
-Depende de la coyuntura. En un estado de necesidad se construye más fácil, en un caso de que no haya necesidad, por más que uno quiera, no se construye. Hay muchos presidentes que seis meses antes no aparecían en el escenario, lo estamos teniendo en Brasil.

-La economía no va a ser una carta para el Gobierno, ¿dónde va a apostar?
-La economía es un tema importante. En 2015 y un poco en 2017 se mantuvo la corrupción como eje. Frente a gente que no tiene mucha confianza en la Justicia, los medios, en nada, observa mucho su situación personal. La verdad que el Gobierno debería mostrar algo sobre todo a los sectores más críticos que son los que le dieron el apoyo, la clase media, media baja, los jóvenes, los que pagan impuestos y están fuera de los subsidios. El Gobierno tiene que trabajar para volver a recrearles sus expectativas.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here