Claves para saber por qué la economía podría bancarse un “cisne negro”

La Bolsa de Comercio presentó ayer una nueva edición de su Balance de la Economía. Diego Dequino, quien deja su cargo en el IIE explicó por qué puede darse un ciclo de crecimiento inédito.

Se presentó ayer en la Bolsa de Comercio el Balance de la Economía 2017, una edición titulada como “Economía Argentina: Habla el Interior 2017”: dimensiones económicas 2017, FODA económico 2017 y Argentina y Córdoba: su potencial. Allí, el economista Diego Dequino –dejó su cargo en el Instituto de Investigaciones Económicas de la Bolsa para asumir como director en el Banco Nación- repasó el estado de las principales variables de la coyuntura y señaló que “por primera vez desde 1920 la Argentina tiene la posibilidad de transitar un nuevo período de crecimiento luego de no haber pasado por una crisis”. Y señaló algunas de las condiciones por las que cree que la economía doméstica está en condiciones de soportar un evento crítico e inesperado. Lo que en economía se conoce como la aparición de un “cisne negro”.

1) Entre 2011 y 2015 la economía se caracterizó por estancamiento luego de 7 años de crecimiento intenso.

2) 2016 implicó caída del PBI con rebalanceo de las señales económicas. 2017 puede constituir el año que defina el desempate para una nueva serie de crecimiento.

3) 2018 es la oportunidad para que la Argentina retome un sendero sostenido de crecimiento, ello dependerá:

o Se direccione el crédito hacia sectores productivos.

o La inflación continúe mermando en el cálculo anual.

o Los anuncios de inversión maduren como inversión efectiva.

4) El sector externo de bienes reales y servicios no financieros será reactivo a las señales de precios.

5) El resultado fiscal será causa y consecuencia de la evolución en la actividad económica.

6) Entre 2011 y 2017 se advierten señales positivas sobre el empleo y su calidad, aunque le resta intensidad a ese cambio necesario. De 7,2% de reducción de los empleos de baja o nula productividad, 1,9% se reflejó en empleos de alta productividad, y la diferencia en empleos de media o baja productividad.

7) En 2017 se consolidó la tendencia observada en 2016: menor presión fiscal, deuda pública en relación al PBI relativamente constante y déficit fiscal y financiero estabilizado.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here